El futuro está en los espectadores. Uno de los objetivos fundamentales del SEFF es dotar a las nuevas generaciones de una mirada crítica e inquieta, capacitada para entender los retos del presente a través del cine.

Partimos de la convicción de que el cine es una herramienta privilegiada para transformar nuestro mundo, generadora de conocimiento y de excepcional utilidad para la adquisición de un pensamiento abierto y exigente.

De ahí la importancia de dedicar espacios especialmente destinado a niños y a jóvenes, con el fin de estimular la pasión por el cine y edificar un futuro más sensible.